Esta usted abandonando la página de GSK.

El enlace le llevará a una página mantenida por un tercero, que es el único responsable de su contenido. GSK no controla, no influencia ni aprueba el sitio. Opiniones, quejas o comentarios expresados en este sitio no deben atribuirse a GSK.

Aceptar

Cancelar

Todo sobre el Infección por Virus del papiloma humano (VPH)

¿QUÉ ES EL VIRUS DEL PAPILOMA HUMANO Y QUÉ ENFERMEDADES PRODUCE?

El virus del papiloma humano, también llamado papilomavirus, es un virus muy extendido que afecta a más de la mitad de las personas que tienen relaciones sexuales, aunque a la gran mayoría de ellas no les va a provocar ningún problema y vencen la infección genital sin haberlo notado1,2

Hasta un 75% de las mujeres sexualmente activas ha estado o estará expuesta a la infección por VPH en algún momento de su vida.3

El cáncer de cérvix es un cáncer localizado en el cuello del útero, de desarrollo, por lo general lento. El cáncer de cérvix no es hereditario, sino que es causado por una infección por VPH.2,4

En España se diagnostican cada año aproximadamente 2.000 casos nuevos de cáncer de cérvix, de los cuales algo menos de la mitad de las pacientes morirá.2

Solo cuando persiste la infección por VPH durante años y es causada por determinados tipos del virus es cuando puede provocar un tumor maligno: cáncer de cérvix, cáncer de pene y otros tumores en ambos sexos, en la faringe o en el ano5,6

Existen hasta 18 tipos de VPH que pueden producir lesiones cancerosas, de los cuales los tipos 16 y 18 son los más prevalentes.1

Otro problema que provocan estos virus son las verrugas genitales, que, aunque son benignas, son molestas y afectan a ambos sexos.1,2

¿CÓMO SE TRANSMITE EL VIRUS DEL PAPILOMA HUMANO?

La infección por VPH es la infección de transmisión sexual (ITS) más frecuente.1, 2, 7

Tanto los hombres como las mujeres pueden contraerlo y transmitirlo sin darse cuenta.1

El riesgo de contagio tras una relación sexual sin protección con una persona infectada es elevado y oscila entre el 40% y el 80%.2

La penetración no es imprescindible para adquirir la infección. Puede adquirirse por contacto piel con piel a nivel de la zona genital.1

La conducta sexual es uno de los factores que determina el riesgo de infección: El inicio de las relaciones sexuales a una edad precoz, así como el número de compañeros sexuales a lo largo de toda la vida sexual activa se asocia a un mayor riesgo de infección8,9

Los principales grupos de riesgo para la infección por VPH son las personas inmunodeprimidas y aquéllas con un mayor número de contactos y parejas sexuales, compartiendo vía de transmisión con otras ITS como el virus de la inmunodeficiencia humana (VIH).1,2

  • Las personas infectadas por VIH tienen mayor riesgo de infección por el virus del papiloma humano y de persistencia de la infección, aumentando el riesgo de padecer cáncer.10

PROTÉGETE FRENTE AL VIRUS DEL PAPILOMA HUMANO

Los preservativos, aunque reducen el riesgo, no protegen totalmente frente a esta infección.9

Existen diversos factores que podrían contribuir a que la infección se haga persistente: tabaquismo, alteraciones del sistema inmune, alto número de embarazos o toma prolongada de anticonceptivos orales.11

La citología o prueba de Papanicolau es una de las técnicas para detectar el VPH y busca cambios en las células del cuello del útero que pueden convertirse en cáncer si no se tratan adecuadamente.12

Tu médico puede informarte sobre la existencia de otras formas de prevención adicionales frente al virus del papiloma humano.

Conoce más acerca de GSK

Super V

Viajar Sano

Referencias:

  1. World Health Organization (WHO). Human Papillomavirus (HPV) and Cervical Cancer. Acceso junio 2020. Disponible en: https://www.who.int/es/news-room/fact-sheets/detail/human-papillomavirus-(hpv)-and-cervical-cancer
  2. Asociación Española Contra el Cáncer (AECC). Cáncer de Cuello Uterino. Acceso Junio 2020. Disponible en: https://www.aecc.es/es/todo-sobre-cancer/tipos-cancer/cancer-cuello-uterino-cervix
  3. McIntosh N. Human Papillomavirus and Cervical Cancer. J HPIEGO Corporation Strategy Paper Nº 8, May 2000.
  4. Koutsky LA. Epidemiology of genital human papillomavirus infection. Am J Med 1997; 102(5A): 3-8.
  5. Alemany L, et al. Human papillomavirus genotype distribution in cervical cancer cases in Spain. Implications for prevention. Gynecol Oncol. 2012; 124: 512-517
  6. Generalitat de Catalunya. Departament de Salut. Canal Salud. Papiloma humano. Acceso junio 2020. Disponible en: https://canalsalut.gencat.cat/ca/salut-a-z/p/papilloma-huma/
  7. E. Sendagorta-Cudós. Infecciones genitales por el virus del papiloma humano. Enferm Infecc Microbiol Clin. 2019;37(5):324–334
  8. Centros para el Control y la Prevención de las Enfermedades (CDC). Estadísticas VPH. Accedido junio 2020. Disponible en: https://www.cdc.gov/spanish/cancer/hpv/statistics/cases.htm
  9. Centros para el Control y la Prevención de las Enfermedades (CDC). VPH, la realidad. Accedido junio 2020. Disponible en: https://www.cdc.gov/std/spanish/vph/la-realidad.txt
  10. Sirera G, et al. Virus del papiloma humano y Virus de la Inmunodeficiencia Humana/SIDA. Elsevier, Enf Infecc Microbiol Clin. 2006; 24: 40-46.
  11. Burd EM. Human Papilloma and cervical cancer. Clin Microbiol Rev 2003; 16: 1-17.
  12. Instituto Nacional del Cáncer. Pruebas de Papanicolau y del virus del papiloma humano (VPH). Acceso Junio 2020. Disponible en: http://www.cancer.gov/espanol/recursos/hojas-informativas/deteccion diagnostico/papanicolaou-respuestas