Esta usted abandonando la página de GSK.

El enlace le llevará a una página mantenida por un tercero, que es el único responsable de su contenido. GSK no controla, no influencia ni aprueba el sitio. Opiniones, quejas o comentarios expresados en este sitio no deben atribuirse a GSK.

Aceptar

Cancelar

no se ve la imagen

¿QUÉ ES LA GRIPE? 1

La gripe es una enfermedad respiratoria contagiosa provocada por los virus de la influenza. Puede causar una enfermedad leve a grave, pudiendo conducir a la hospitalización o la muerte. Algunas personas, como las personas mayores, niños pequeños y las personas con ciertas afecciones, corren un alto riesgo de presentar graves complicaciones por la gripe. Existen dos tipos de virus de la influenza: A y B. Los virus de influenza A y B que generalmente se diseminan entre las personas (virus de influenza humana) todos los años causan epidemias de gripe estacional.

SIGNOS Y SINTOMAS 1
Los signos y síntomas de la gripe suelen aparecer de manera repentina. Las personas que padecen gripe a menudo tienen algunos de estos síntomas o todos:

  • Fiebre o sensación de fiebre/escalofríos
  • Tos
  • Dolor de garganta
  • Mucosidad nasal o congestión nasal
  • Dolores musculares y corporales
  • Dolores de cabeza
  • Fatiga (cansancio)
  • Algunas personas pueden tener vómitos y diarrea, aunque esto es más común en los niños que en los adultos.

La mayoría de las personas se recuperan en un periodo que va desde unos pocos días hasta menos de dos semanas, pero algunas desarrollan complicaciones (como la neumonía) como consecuencia de la gripe, algunas de las cuales pueden poner en riesgo la vida y causar la muerte.

COMPLICACIONES 1
Las infecciones sinusales y del oído son ejemplos de las complicaciones moderadas de la gripe, mientras que la neumonía es una complicación grave. Otras posibles complicaciones graves desencadenadas con menor frecuencia por la gripe pueden ser la inflamación del tejido que rodea el corazón (miocarditis), el tejido cerebral (encefalitis) o el tejido muscular (miositis, rabdomiólisis) y la insuficiencia multiorgánica (p. ej., insuficiencia renal y respiratoria). La infección de las vías respiratorias por el virus de la influenza puede desencadenar una respuesta inflamatoria en el cuerpo y puede derivar en una sepsis, una respuesta a infecciones que pongan en peligro la vida.

La gripe también puede empeorar otros problemas de salud crónicos. Por ejemplo, las personas con asma pueden sufrir ataques de asma ante la infección por influenza y las personas con enfermedades cardiacas crónicas pueden presentar un agravamiento de su patología desencadenado por la gripe.

¿QUIEN PUEDE CONTRAER LA GRIPE? 1
Cualquiera puede contraer la gripe (incluso las personas sanas) y los problemas de salud graves a causa de la infección pueden surgir a cualquier edad; sin embargo, algunas personas tienen alto riesgo de presentar complicaciones graves relacionadas con la gripe si contraen la enfermedad. Esto incluye a las personas de 65 años de edad en adelante, personas de cualquier edad con ciertas enfermedades crónicas (como el asma, la diabetes o enfermedades cardiacas), las mujeres embarazadas y los niños menores de 5 años, especialmente aquellos con menos de 2 años.

Super V

Viajar Sano

Únete a nuestra pasión por la prevención

Referencias:

  1. Centers for Disease Control and Prevention (CDC). Influenza. Último acceso febrero 2021. Disponible en: https://espanol.cdc.gov/flu/index.htm